lunes, 30 de abril de 2012

¡YA...!

¡Ay de los que juntan casas con casas y bancos con bancos, hasta no dejar sitio y vivir ellos solos en medio del país! Jura el Señor del universo que sus muchas casas serán arrasadas y sus magníficos palacios quedarán deshabitados…
¡Ay de las que madrugan en busca de orgías! Todo son arpas y cítaras y prostitutas de lujo en sus banquetes, mientras mi pueblo se ve deportado cuando menos lo piensa y sus mejores gentes se mueren de hambre. El Dios del universo mostrará su santidad haciendo que los chivos campen por sus ruinas…
¡Ay de los que arrastran su culpa con billetes de banco y su pecado con tarjetas de crédito! ¡Ay de los que llaman al mal bien y al bien mal, de los que llaman reformas a los recortes y empleo a la esclavitud, de los que llaman errores a sus canalladas cuando se descubren! ¡Ay de los hombres públicos que se tienen por sabios y se creen perspicaces, de los que absuelven al culpable por soborno y niegan la justicia al inocente! La ira del Señor se inflamará contra u pueblo y los cadáveres yacerán como estiércol por las calles…
¡Ay de los que dictan decretos inicuos, de los notarios que registran vejaciones y despojan a los pobres de mi pueblo, que hacen presa de sus viudas y disponen de los indefensos! ¿Qué haréis a la hora de dar cuentas, cuando venga de lejos una tormenta? ¿A quién acudiréis pidiendo auxilio para poner a salvo vuestras fortunas?
José Ignacio González Faus
VN. 2012

sábado, 28 de abril de 2012

EL REDIL

                                      A Andrés Torres Queiruga,  teólogo,
                                      víctima de pastores asalariados.

Yo soy el buen pastor…
Tengo, además, otras ovejas que no son de este redil.
(Jn. 10, 11-18)

                           
Pastor de Israel,
en tu redil soplan aires de resurrección.
Suenan fiestas de alianza.
Mujeres y hombres, niños y ancianos,
se unen en trashumancia global,
ante tu llamada.

En tu redil,
el poder es vencido por la lógica del amor.
El miedo, ante el asalto de los lobos,
deja paso a la seguridad. No hay angustias,
sólo un feliz pastoreo que conduce de las dehesas del frío
a las dehesas del calor naciente.

En tu redil no hay cargos, ni ascensos ni honores,
sino servicio a los enfermos y marginados,
a los pequeños e indefensos.
Lejos de todo conformismo borreguil.

Tú eres el pastor fiel. Y no  
un gurú empuñando condenas,
forzándonos a dimitir de nosotros mismos,
de nuestra libertad,
del oxígeno pascual extraído del madero.

Tú eres el pastor bueno que ha dado la vida
para aliviarnos del inmenso vellón
rizado de intereses personales, ocultos,
de otros pastores asalariados.

La multitud de ovejas que no son de tu redil,
y que es preciso ir a buscar,
tiene  la puerta abierta en tu abrevadero,
lejos de los corrales desolados por la explotación
de pastores mercenarios. 

Tu eres el pastor leal. Tu señuelo
está en el cayado que no avasalla,
en donde se apoya nuestra humanidad,
rebaño sediento de Ti. 

                         ¡Condúcenos, Señor,
                         a las fuentes de tu justicia!

            

jueves, 26 de abril de 2012

LOA DE LOS ABUELOS

Para Lola y sus Antonios.


Canta la brisa boleros
en encajes de caléndulas,
a ti, brujilla,  melena
de tortolilla morena
al otro lado del viento.

Veta de hilo verde y grana,
tu bella alma, y hechicera,
camelia rosada, Laura.

Te arrulla el sol en los fríos,
y no pierdes tu candor
en las noches de barbecho,
propietaria del amor
en nuestros ríos añejos.

Ninfa hablarina, icono de frescura,
donde los sesudos robles encallan
endulzando tu sangre con ternura.

miércoles, 25 de abril de 2012

DÍA DEL LIBRO

La Unión Internacional de Editores propuso a Unesco la conmemoración del Día Internacional del Libro, con el objetivo de fomentar la cultura y la protección de la propiedad intelectual por medio del derecho de autor.  En 1995 la Conferencia General de la Unesco aprobó en París el Día Internacional del Libro y del Derecho de Autor  que se celebrará anualmente el 23 de abril en memoria de  los escritores Miguel de Cervantes, Shakespeare y Garcilaso de la Vega fallecidos en la misma fecha del año 1616.
Desde entonces surgen actividades literarias en todo el mundo y de manera particular en España.
En 2001 a iniciativa de la UNESCO se nombró a Madrid Capital Mundial del Libro. Desde entonces cada 23 de abril, diferentes capitales de países del mundo han ido acogiendo este honor, realizan durante el año diferentes actividades culturales relacionadas con los libros.

A la librería Nueva Gala de Granada
y a la Biblioteca Municipal de Huétor Santillán,
auténticos referentes culturales.

                                               
          MI LIBRO

Hojas al son de la brisa,
como en brisa de mi infancia,
mi libro luce sonrisa,
y  desparrama fragancia.

Es un preciado nogal,
en cuya sombra yo beso.
Es mar. Y es el madrigal
de añoranzas que profeso.

Nunca el corazón me engaña,
cuando a mi libro me acerco.
Hurgo hasta en su  propia entraña,
y escarbo en su propio cerco.

¡Testigos,  la luna clara
y el buen sol que me acompañan!

sábado, 21 de abril de 2012

DUDAS

… ¿por qué surgen dudas en vuestro interior?
 (Lc. 24, 35-48)




De nuevo…
Tú, Señor, en medio de los tuyos,
quebrando dudas y temores.
Eres el Resucitado, no un fantasma.
Ahí están los signos de tu identidad. Son tus manos,
son tus pies y tu costado lacerados,
realidad  humana en donde Tú te identificas.

No es el poder o la dignidad de Hijo de Dios
las señas de tu identificación.
En tus llagas están.

Llagas que hemos de palpar,
necesariamente,
para comprender tu humanización de Dios.
Y pez asado que hemos de comer junto a ti,
para definitivamente erradicar toda duda.

Palpar tus llagas y comer a tu lado es creer
que tu misión no ha terminado en el martirio del madero.
Que tu resurrección no es una pascua a celebrar
anualmente,
sino una pascua radical que contagia vida eterna
y nos hace aprendices de tu resurrección.

Es difícil entenderlo, Señor,
y más difícil es hacerlo creíble en nuestro entorno
cuando aún nos zarandean dudas y cobardías.

Pero Tú estás ahí. Seguro de nosotros,
atravesando las puertas de nuestra vida
colándote por los entresijos de nuestros pecados.

Tú ahí, humanizado en cada uno de nosotros,
dispuesto a vencer la pobreza y el sufrimiento de las gentes.
A dar cumplimiento a la esperanza
de tanta humanidad cansada de malvivir y de luchar.  

Afiánzanos en la fe, Señor resucitado,
para que aprendamos a reconocerte
en el corazón pascual de nuestro mundo.

viernes, 20 de abril de 2012

PENSAMIENTOS DEL DALAI LAMA

Un periodista le hizo una entrevista al Dalai Lama. Al entrar en la habitación le preguntó:  ¿Qué es lo que más le sorprende de los hombres?
A lo que él respondió:


Que se aburren de ser niños y quieren crecer rápido, para después desear ser niños otra vez.
Que desperdician la salud para hacer dinero y luego pierden el dinero para recuperar la salud.
Que ansían el futuro y olvidan el presente y así no viven ni el presente ni el futuro.
Que viven como si nunca fuesen a morir y mueren como si nunca hubieran vivido.

El periodista quedó en silencio un rato y le preguntó: Pero, ¿cuáles son las lecciones de vida que debemos aprender?
Y con una sonrisa el Dalai Lama respondió:  

Que no pueden hacer que nadie los ame, sino dejarse amar.
Que lo más valioso en la vida no es lo que tenemos, sino a quien tenemos,
Que una persona rica no es quien tiene más, sino quien necesita menos.
Que el físico atrae,  pero la personalidad enamora.
Que quien no valora lo que tiene, algún día se lamentará por haberlo perdido.
Si quieres ser feliz, haz feliz a alguien.
Si quieres recibir, da un poco de ti..
Nunca arruines tu presente por un pasado que no tiene futuro.
Una persona fuerte sabe cómo mantener en orden su vida. Aún con lágrimas en los ojos, se las arregla para decir con una sonrisa: “Estoy bien".

sábado, 14 de abril de 2012

ALEGRIA

Y los discípulos se llenaron de alegría al ver al Señor.
 (Jn., 20, 19-31)




Atrancadas las puertas. Miedo.
Amargo sufrimiento en tu ausencia.
Tu pequeño rebaño, Señor,
yace entre rendijas de esperanza por verte en medio
como centro de unidad,
como alegato contra la asfixia del Gólgota
 y la derrota.

El sepulcro abierto te ha hecho artífice de paz
Y aquel día primero de la semana 
traspasaste los cerrojos de unas puertas
para que la luz y el ilusión palparan  
las huellas del dolor injusto.

Paladín de la alegría, de la gracia, de la libertad,
rehabilitaste la audacia y el coraje,
de tus discípulos
en el eco de tu resurrección.

Fuiste paz, eclosión de alegría.
Paradójicamente, paz,
paz en combate contra el poder,
paz en lucha contra el miedo,
paz en pugna contra el egoísmo,
paz en conflicto eterno contra toda injusticia.

Y tus discípulos pudieron respirar hondo
Adentrándose en tus llagas, junto a Tomás.
Te reconocieron en tu paz. Y se llenaron de alegría.

Ahora tu presencia resucitada es desafío
para cuantos creemos en ti,
Porque tus cicatrices se perpetúan en los excluidos, 
en los hambrientos y sedientos,
en los parados y sin techo, en los maltratados,
en los niños explotados,,,

                             ¡Señor mío y Dios mío!

sábado, 7 de abril de 2012

MARÍA DE MAGDALA

El primer día de la semana, María Magdalena
fue al sepulcro…  (Jn. 20, 1-9)
(Para Inmaculada y Antonio, con inmenso deseo pascual)

I
María de Magdala, suerte la tuya,
dolorosa y consoladora suerte…
Has visto cómo la muerte
no ha podido gozar de su última palabra.
El mismo madero ha sido vencido
en el huerto de José de Arimatea. Misterio
de una muerte caduca…

II
Era el primer día de la semana,
cuando, tal vez,  sin recordar aquello del tercer día,
superaste todas las barreras, salvaste todos los obstáculos.
que te separaban de su muerte.
¡No habías podido esperar la llegada del nuevo día!

A pesar de tu desaliento,
rehabilitada en la fe, tu amor
pudo más que la paciencia. Y contra toda oscuridad,
tu corazón,
harto de lágrimas, corrió al sepulcro.
Inquietud. Desconcierto.
La losa movida. La tumba vacía.
- ¡Simón Pedro, se han llevado al Señor!

III

Magdalena, torre de amor,
la ausencia del Maestro, los tres días anunciados,
ha sido la mejor experiencia de tu vida…

Has visto el sepulcro vacío,
y has inaugurado su historia. La noche,
que quería adueñarse de todas las noches,
ha sido vencida en tu corazón,
                  y en el corazón del mundo.

Tu fe ha sido búsqueda y esperanza,
antorcha viva sobre toda muerte,
manantial de paz... ¡Resurrección!

Suerte la tuya,
dolorosa y consoladora suerte,
María de Magdala.

ALLI ME VERÁN

…que vayan a Galilea; allí me verán.
 (Mt., 28,1-10)




I

Alba radiante de primavera,
el sol se ha apresurado a correr la piedra,
y la noche luce blanca en su tiniebla.
El fuego y la luz prenden junto al torrente Cedrón
sobre Getsemaní,
sobre el Pretorio, sobre el Calvario,
sobre todos los horizontes, sobre todas las eras.

No llegó a tiempo el bálsamo de las mujeres, para el crucificado.
No fue útil la vigilancia de los verdugos de la vida.
Ni los discípulos gustaron la primera alborada.
Todo fue alba radiante de primavera silenciosa,
en un instante.

Quedan  atrás  vendas y sudario.
Y un nuevo lienzo se estrena en el templo de la vida.
Los ecos de los tambores suenan ya en Galilea.
Se imponen a los linderos del temor,
de los desalientos, de las cobardías…

II

Galilea… Allí le verán,
pisando  fuerte sobre tierra nueva
abriendo tumbas de corazones destrozados
de pies cansados,
de lágrimas oprimidas,
de mendigos bienaventurados.

Allí verán el camino de la gloria:
la vida  vence a la muerte,
la esperanza vence toda desesperación,
la confianza vence el miedo
El amor vence al odio,
y la paz vence…

III

Sí, la paz del resucitado irrumpe en nuestros corazones,
en nuestro mundo cercano, en nuestro universo lejano.
Hermanos, es la fiesta, es nuestra fiesta
por encima de los maderos
y de los vientos agrios de desiertos.
Es vuestro patrimonio, 
es la fiesta, brecha pascual abierta a la felicidad.
Caminad, hermanos, hacia  Galilea. Allí os veré.
Aleluya, hermanos, aleluya por siempre…
                        ¡Sí, soy yo, vuestro resucitado!  

viernes, 6 de abril de 2012

SOLEDAD

… Mujer, ahí tienes a tu hijo.
(Jn.19, 26)


Nuestros ojos se clavan hoy en ti,
María de Nazaret.
Se hunden en la inmensidad de tu soledad.
Soledad desconsolada que compartes
con tus Cristos,
perdidos en  la morada del sufrimiento.

La turbación, y el miedo y el dolor clavados
sobre las vergonzosas cruces de nuestro siglo
miran a tu soledad, Nazarena del silencio.
Porque
a los pies de la cruz, ha nacido tu maternidad global.

Tu soledad de madre dolorosa es temple pascual,
ternura en lágrimas de fortaleza
que se crece en el Gólgota
y en la muchedumbre de calvarios
pendientes de tu mirada.

Hoy, en tu soledad consoladora
alégrate, Hija de Sión, esperanza
de los pueblos abrazados a la muerte de Dios,
sacramento de plenitud.

jueves, 5 de abril de 2012

SILENCIO

…e inclinando la cabeza entregó el espíritu.
 (Jn, 18,1-19,42)



Silencio. El Cordero es llevado al matadero.
Camino de pasión para el grano de trigo,
única verdad en el espectáculo cruel,
esperanza que deslumbra a la muerte
desde el otro lado del Cedrón…

Silencio. El cordero va a ser inmolado.
No os confunda el tumulto con sus gritos.
No lloréis lágrimas de compasión
con sus liturgias que no salvan.

El cáliz amargo del Cordero
se hace presente en la historia de los humanos.
Silencio. Porque la víctima
comparte con el mundo el dolor,
como precio sangrante de su fidelidad.

Reo es de muerte Jesús el nazareno
y con Él todos los nazarenos
del hambre y la sed,
         de la marginación y de las pateras,
                     de las violencias inhumanas…
y de cuantos alzan las armas de la paz.
                    
Silencio.
Cuando todo parece cumplido,
cuando el silencio del Cordero parece ya acorralado,
estalla en luz el madero.

 

miércoles, 4 de abril de 2012

LA HORA

Sabiendo Jesús que había llegado la hora…
 (Jn, 13,1-15)


I

Suena la hora.
El novio, Señor y Maestro,
ha salido a nuestro encuentro.
Se ha hecho servidor
a los pies de los amados,
ceñido con el atuendo de esclavo
y la jofaina en la mano.
Sólido signo de su ruta nazarena,
síntesis de la razón de su vida.

II

Suena la hora.
La hora de amar. Bálsamo infalible
de vida.
Y nos deja su testamento
donde  uva y  trigo
construyen fraternidad.
Es la Cena del Señor,
memorial a celebrar
en la mesa globalizada de todos tiempos,
hasta la consumación de todos los horizontes,
sentados  todos negros y blancos y amarillos,
y ricos y mendigos.

III

Y suena la hora tras la cena.
Terrible, inhumana hora.
Hora entre olivos y nocturnidad,
entre abandono y traición.
La hora del beso robado...
La hora de Getsemaní, lamento de un Amigo,
angustia  de un Maestro,
fidelidad de un Cristo
que arruina su corazón
para levantar a los hermanos.

Ha sonado la hora de la nueva Alianza,
complicidad  de amor, dolor y remanso,
a la espera de ver florecer el leño verde.